Al momento

Changan Hunter, cinco razones para elegirla

Nuestro mercado automotor está dominado por las camionetas, sobre todo por las de tamaño “mediano”. Las marcas de origen chino han aportado muchas unidades al catálogo, y entre ellas destaca la Hunter, un ejemplar que nace de una simbiosis entre Changan y Peugeot.

Por Leonardo Pacheco

En nuestro país no es fácil brillar en el segmento de las camionetas, porque es una categoría sobrepoblada y porque además son los fabricantes con bandera japonesa los que se llevan el mayor trozo de la torta… aunque muchos de esos productos nos llegan desde Tailandia e incluso desde Argentina.

En el apartado chino la oferta también es generosa, destacando de manera especial la Changan Hunter, un pickup que además de presentarse con un tamaño considerable es portadora de la misma tecnología que distingue a la Peugeot Landtrek. Ambos fabricantes están ligados industrialmente, por lo que este ADN redundante no nos causa mayor sorpresa.

La Hunter mide 5.330 mm de largo, 1.930 mm de ancho, 1.835 mm de alto y tiene 3.180 mm de distancia entre ejes. Puede soportar hasta 800 kilos dentro de la caja trasera, en tanto que su despeje a piso alcanza los 226 mm, lo que le permite moverse con soltura por caminos agrestes.

Se ofrece equipada con un motor turbodiésel de 1.9 litros que produce 150 CV y 350 Nm de torque desde los 1.800 giros por minuto. La transmisión es mecánica de seis velocidades y dentro de la gama se pueden elegir opciones equipadas con tracción simple o doble, en este caso con los modos de uso 2H, 4H y 4Low.

Los niveles de equipamiento se diferencian con los apellidos Comfort, Luxury y Elite, con precios que van desde $11.790.000 hasta $15.890.000 (+IVA). Es una interesante opción de compra y por varias razones, aunque para este reportaje solo aludiremos cinco de ellas, argumentos que pesan a la hora de elegirla entre sus rivales del mismo origen.

1) Es una marca que se ha forjado un buen nombre en nuestro país    

Más de 20 fabricantes de origen chino están presentes en nuestro país, y en medio de ese enorme catálogo Changan se ha ganado un espacio preferente, a punta de productos bien construidos y con un eficiente trabajo en el ámbito del posicionamiento. Y entre esos ejemplares está la camioneta Hunter, además del renovado crossover CS15 y el elegante CS55, sin olvidar por supuesto al exitoso CX70… un SUV equipado con tres corridas de asientos.

2) En la Hunter el equipamiento no es un problema

En las cinco versiones que componen la familia Hunter se ofrece una lista de equipamiento muy conveniente, una ventaja que queda en evidencia ya en la unidad Comfort 4×2… que es la responsable de abrir el abanico de posibilidades. En esta variante podemos hallar paquete eléctrico completo, aire acondicionado, volante multifunción y pantalla táctil de 8”, en lo que se refiere a confort, mientras que en seguridad se incluyen frenos ABS+EBD, doble airbag frontal, anclajes Isofix e inmovilizador antirrobo, entre otros aditamentos.

3) Cuenta con el tren motriz más adecuado

El citado motor turbodiésel de 1.9 litros no solo entrega buenas dosis de energía mecánica, sino que también es muy eficiente; sus rendimientos son 8,8 km/h en ciudad, 11,8 km/l en carretera y 10,5 km/l en ciclo mixto. La transmisión mecánica de seis marchas se opera sin problemas y sus desarrollos son adecuados para aprovechar al máximo los erogues de la unidad motriz, sobre todo esos 350 Nm de torque.

4) La calidad de Hunter se nota a simple vista

La Hunter está bien construida, y eso se nota cuando se le somete al rigor de los caminos desprovistos de asfalto. En el habitáculo los materiales no son ostentosos pero sí muy agradables al tacto, y los ensambles fueron realizados con el máximo de prolijidad. Si bien es la primera camioneta de esta marca, el resultado fue de lo mejor, asunto en el que se nota la mano de ese connotado fabricante francés que le sirvió de soporte en la fase de desarrollo.

5) Su andar es robusto y dinámico

En terreno agreste la Hunter se destaca, mediante un motor que empuja bien y una suspensión capaz de resistir hasta los embates más extremos. En el caso de las unidades equipadas con tracción 4×4 la modalidad 4Low brilla con luz propia, porque convierte a esta pickup en un imparable vehículo de tiro que no merma sus capacidades cuando rueda con la caja colmada de carga, es decir con 800 kilos a cuestas.