Al momento

Qué puedo hacer si los frenos de mi auto no responden

En la actualidad los autos pasan por rigurosas pruebas de seguridad y tú también te tuviste que preparar para ser un buen conductor. Sin embargo, las dificultades al volante pueden surgir cuando uno menos lo espera.

¿Imaginaste alguna vez qué harías si vas conduciendo y se cortan los frenos del auto?  Parece una situación de película, pero esto puede ocurrir y es mejor conocer las medidas de emergencia para que una situación como esta no termine en tragedia.

Pon atención y sigue los siguientes consejos:

Quita el pie del pedal y bombear:

Aunque parezca demasiado obvio, lo primero que debes hacer si los frenos de tu auto no responden es quitar el pie del pedal y de a poco ir pisando intermitentemente la palanca de freno de manera rápida y frecuente, así como “bombeando”. De esta manera se puede lograr que el sistema recupere la presión que necesita para poder detenerse.

Baja cambios

Luego, para liberar la transmisión del motor, si tienes auto con transmisión mecánica debes poner el vehículo en neutro, y en el caso de que tengas uno con caja automática, debes reducir marchas para tener retención y poder frenar el vehículo a través del motor.

Accionar freno de mano

Si nada de lo anterior resulta, de a poco puedes accionar el freno de mano, pero siempre de manera progresiva y nunca violentamente, ya que el vehículo podría perder el control.

No te distraigas y sigue manejando

Mientras realices todas estas maniobras es muy importante que mantengas la atención en el camino y en los obstáculos que puedan surgir, como peatones u otros autos en la vía. El objetivo es evitar una colisión.

Advierte a los demás conductores

No olvides alertar a los demás automovilistas encendiendo las luces y tocando la bocina muchas veces para avisar que tienes un problema.

Por último, si los consejos mencionados no resultan y los frenos de tu auto siguen sin responder, tendrás que improvisar desviando el vehículo hacia un lugar blando e idealmente despejado. Quizás lo dañes, pero evitarás un accidente con consecuencias trágicas.