Al momento

Autos nuevos: tecnologías de asistencia a la conducción imprescindibles

Junto con la actualización de los autos nuevos, surgen nuevas tecnologías que ofrecen un plus se seguridad para el auto, más conocidas como asistencias a la conducción.  Estos sistemas son el primer paso a la conducción autónoma y todos deberíamos exigirlas a la hora de comprar un auto nuevo.

La efectividad de estos sistemas logra salvar vidas, puesto que son capaces de detectar situaciones de riesgo, alertar al conductor, etc., pero en ningún caso logran reemplazar la maniobra al volante. Estas tecnologías deberían estar integradas al auto sin incrementar el valor del auto, porque muchas son obligatorias.

En Chile, por ejemplo, desde el 2020 los automóviles nuevos deberán contar, de manera obligatoria, con sistema de frenos ABS y Control Electrónico de Estabilidad, a pesar de que ambas tecnologías ya son obligatorias hace años en mercados tan avanzados como Europa, Japón y Estados Unidos.

A continuación, te mostramos una lista de asistencias a la conducción imprescindibles que deben equipar un auto para que sea más seguro:

Frenada automática de emergencia

El Front Assist controla la distancia de nuestro coche respecto a los otros vehículos o las personas que puedan cruzarse por delante. Este sistema es capaz de multiplicar la presión del pedal de freno y evitar la inminente colisión.

Detector de vehículos en ángulo muerto

El Blind Spot Detection alerta de la presencia de un vehículo en ese punto, que muchas veces no nos percatamos a la hora de realizar una maniobra. El sistema enciende una señal visual situada en el retrovisor exterior y evita este tipo de colisiones.

Control de crucero adaptativo

El Adaptive Cruise Control detecta al vehículo situado delante del nuestro y permite fijar una velocidad de crucero constante. Además, se encarga de acelerar y desacelerar en función del tráfico o de frenar automáticamente, si es necesario, sin la intervención del conductor.

Asistente de estacionamiento

El Park Assist es un gran aliado a la hora de estacionar. Funciona con la ayuda de unas cámaras con visión de 360º y unos sensores laterales, delantero y trasero que avisan los obstáculos que están cerca del auto.

Dispositivo de manos libres

Esta tecnología ya está integrada en la mayoría de los autos nuevos y permite hablar con las manos libres mientras conduces, evitando que tomes el celular con las manos.

Alerta de cambio involuntario de carril

El Lane Assist nos avisa con vibraciones en el volante, en el asiento o de forma acústica cuando estamos a punto de desviarnos en nuestro camino, tanto si circulamos a baja como a alta velocidad.

Detector de fatiga

Esta asistencia a la conducción es capaz de detectar cuando hay periodos de inactividad en la conducción seguido de movimientos bruscos, y recomienda al conductor tomar un descanso.

Frenos ABS

El sistema antibloqueo de frenos, más conocido como ABS, funciona impidiendo que los neumáticos se bloqueen cuando se realiza una frenada fuerte, de esta manera se evita que el vehículo pierda adherencia, estabilidad y que la distancia de frenado se multiplique.

Control de Estabilidad

Por su parte, sistema ESP (Electronic Stability Program), o control electrónico de estabilidad actúa de forma automática para frenar de forma selectiva una de las cuatro ruedas del auto en situaciones de riesgo, sobre todo cuando se puede superar el límite de adherencia del neumático.