Al momento

Mazda CX-5 y CX-9 son nuevamente elegidos como los mejores SUV compacto y mediano para 2019

Ambos modelos destacaron por sobre la competencia al entregar sobresalientes experiencias de manejo, excelente eficiencia en el consumo de combustible, diseño sofisticado y refinado interior.

Mazda CX-5 y Mazda CX-9 fueron elegidos como los mejores SUV compacto y mediano para 2019 por la prestigiosa revista estadounidense de automóviles “Car and Driver”, un referente en la industria.

Esta es la segunda distinción consecutiva del Mazda CX-5 como Mejor SUV Compacto y la tercera del Mazda CX-9 como Mejor SUV Mediano de la prestigiosa publicación.

Ambos modelos destacaron por sobre la competencia, demostrando sus cualidades para ser elegidos en el exclusivo listado de los 10 mejores SUV y Pick Ups 2019 al entregar sobresalientes experiencias de manejo, excelente eficiencia en el consumo de combustible, diseño sofisticado y un refinado interior.

“El Mazda CX-5 ofrece un sofisticado interior de lujo a precios que decididamente no son de lujo; manejo y maniobrabilidad que parecen de un MX-5, y un elegante exterior. Pero, fundamentalmente se tiene la sensación de que el CX-5 fue diseñado para personas como nosotros: gente que ama manejar”, resumió la revista.

Mientras que el Mazda CX-9 recibió elogios por destacarse en su clase con una dinámica de manejo excepcional y el refinamiento de su interior y diseño.

“Ningún otro vehículo de esta categoría puede igualar la capacidad dinámica del CX-9. Ni acercársele, siquiera. Si usted busca un SUV de tres corridas de asientos, no encontrará uno mejor para manejar ni uno más satisfactorio que el Mazda CX-9. Y punto. Eche una mirada a sus curvas y líneas fluidas. Inspeccione el buen gusto de sus adornos. En el interior, encontrará una de las disposiciones más elegantes de materiales de todo el segmento”, explicó la publicación.

El premio a los 10 Mejores de Car and Driver es uno de los más codiciados de la industria automotriz. Sólo pueden ser elegidos modelos totalmente nuevos lanzados en el año o con cambios significativos, así como tener un precio tope de US$ 90,000, unos $60 millones. Los vehículos se juzgan según su clase, valor y experiencia de manejo.