Al momento

Ford Ecosport, la tercera generación desembarca en Chile

Al Ecosport se le conoce como el creador del segmento “Mini SUV”, un título que le hace justicia. En efecto, la firma del óvalo dio en el clavo con el citado producto, el que desde 2003 se ha encargado de ofrecer funcionalidad y flexibilidad de uso a los compradores de nuestra región, es decir a los habitantes de Argentina, Bolivia, Brasil, Uruguay, Paraguay, Perú y Chile, entre otros.

ford-ecosport-5

Para darle vida se tomó la plataforma global del Fiesta, y bajo ese concepto el Ecosport ha expandido su presencia en más de 140 mercados del orbe, en tanto que su fabricación ya involucra a cinco factorías; claro que las unidades que llegan a nuestro país vienen desde Brasil.

Este tercer eslabón de la cadena evolutiva exhibe importantes mejoras en el diseño exterior, en la ambientación del habitáculo y, más relevante aún, en lo que respecta a equipamiento y técnica. En lo primero destaca la mascarilla trapezoidal, que se ha convertido en el sello de este fabricante, junto al capó nervado y a esos modernos faros de ledes. Mientras que en la cabina se ofrece un volante multifunción, además de un avanzado panel multimedia con pantalla táctil de 8” (versión tope de gama); por supuesto que está presente el sistema de infotenimiento Sync 3.

La plataforma no ha cambiado, por lo que sus dimensiones están casi intactas: 4.269 mm de largo, 1.765 mm de ancho y 1.693 mm de alto. Esos 2,8 centímetros extras de longitud los otorga el diseño de la proa, por lo que son más un asunto arquitectónico que volumétrico. En lo que respecta a capacidad de carga este funcional SUV ofrece un compartimiento de 362 litros, ampliable a 1.178 litros cuando se abaten los asientos de la segunda fila; debuta el sistema “Flip and Fold”, que permite generar un piso absolutamente plano.

En el apartado técnico se agrega el motor Dragon de 1.5 litro, un bloque gasolinero de tres cilindros capaz de erogar 123 CV y 151 Nm de torque. Puede estar coligado a una transmisión mecánica de cinco marchas o una automática de seis velocidades, que es la misma caja utilizada en los ejemplares Fusion y Kuga.

ford-ecosport-6

El segundo impulsor es un GDI Duratec de 2.0 litros, con inyección directa, el que ofrece una potencia máxima de 170 CV junto a un torque de 202 Nm; en este caso sólo está acompañado de una caja automática de seis desarrollos.

La oferta de motorizaciones la cierra el bloque diésel de la familia DV5D, el que mediante una cilindrada de 1.5 litro entrega una potencia límite de 100 CV y un torque de 215 Nm; la transmisión es mecánica de cinco marchas, y se declara un rendimiento mixto de 22,8 km/l.

La célula monocasco es 5% más rígida, los amortiguadores incrementaron su recorrido en 17 mm, las vibraciones se redujeron un 40%, la insonorización aumentó en un 15%, mientras que el control de rolido ganó 6% de eficiencia.

Los precios se incrementan en un 10% en relación al Ecosport saliente, para quedar en un rango que varía entre $10.690.000 y $14.690.000. Debuta la versión Freestyle ($12.490.000), opción ideal para quienes buscan un look más aventurero. Las expectativas de ventas apuntan a las 400 unidades por mes, es decir las mismas colocaciones logradas con la pasada edición; el modelo estará disponible en Chile a partir de octubre.