Al momento

Porsche y Audi unen fuerzas para el desarrollo conjunto de autos eléctricos y autónomos

Porsche y Audi, marcas propiedad del Grupo Volkswagen, han comenzado a trabajar en conjunto para desarrollar componentes generales, y recortar los costos de investigación. De hecho, hace unos meses, comentábamos que era muy probable que las próximas generaciones de los superautos de ambas marcas estuvieran emparentadas, compartiendo componentes mecánicos de motor, plataforma y suspensión.

Ambas marcas han considerado que pueden llegar más pronto a sus respectivas metas si trabajan en equipo. Las tecnologías que van a compartir en algunos años giran alrededor de la electrificación y la conducción autónoma. Ambos tienen importante información que compartir, ya que Audi ha comenzado a perseguir la meta de un auto sin conductor y los avances son relevantes. Porsche, por su lado, comenzó a trabajar con trenes motores híbridos desde el 918 Spyder, siguiendo con su gama E-Hybrid, y ahora se prepara para lanzar al mercado al Mission E.

 

Ambas marcas tienen conocimientos en los diferentes temas, comparten algunos de los objetivos a mediano y corto plazo y pertenecen al mismo consorcio automotriz, la decisión de trabajar de la mano parecía lógica.

Los detalles a fondo no se han revelado aún, pero ello sucederá cuando los planes para el año 2025 de ambas marcas hayan sido desarrollados. Los autos serán diferentes y se sentirán como tal, pero la estrategia de colaboración entre ambas les permitirá acelerar el crecimiento, desarrollando mejores sistemas, gastando una fracción del presupuesto original.